Esponja Konjac
Esponja Konjac
La-Banasta

Esponja Konjac

Precio habitual $5.00 $0.00

El Konjac es una planta asiática muy beneficiosa como alimento y como exfoliante para la piel. Ésta se alimenta naturalmente con nutrientes y vitaminas A, B, C, D y E. Además contiene proteínas y minerales como el Zinc, Hierro y Magnecio.

Como leve exfoliante es excelente para eliminar puntos negros, balancear el pH de la piel, eliminar células muertas, controlar la grasa y el sebo.

Además de ser un producto muy sostenible, es 100% vegetal, compostable y biodegradable. Puede ser utilizado en bebés, pieles sensibles, y pieles maduras.

¿Cómo se utiliza?

1- Cuando obtienes una esponja konjac por primera vez, notarás que es bastante dura. Remójala en agua tibia durante 10 minutos antes del primer uso. Después, solo necesitarás remojarla durante un minuto o dos para que ablande y se expanda.

2-  Exprime suavemente el exceso de agua presionando la esponja entre las palmas de las manos.  Puedes aplicar una pequeña cantidad de limpiador, o puedes simplemente usarla con agua.

3- Frota la esponja en la cara con movimientos circulares hacia arriba. Concéntrate en áreas secas o con puntos negros. Es un exfoliante suave, por lo que podría parecer que necesitas frotar más, pero no es necesario. Estas esponjas son efectivas eliminando suciedad, protector solar e incluso maquillaje. (es posible que necesites usar un poco de aceite de coco para eliminar el maquillaje de los ojos).

4- Enjuague bien con agua fría y suavemente exprime el agua presionando la esponja entre las palmas de las manos. No retuerza o apriete fuerte.

5- Cuelga la esponja en algún lugar donde pueda secarse bien.  Mejor aún puedes colocarla en un recipiente sellado en la nevera.  Para evitar el cultivo de bacterias debes asegurarte de guardarla lejos de la luz y la humedad. te muy fuerte.

*Importante

Cada 2 semanas, debes colocar la esponja en agua muy caliente (pero no hirviendo) durante aproximadamente 5 minutos para desinfectarla.

*Descarte

Después de 4-6 semanas de uso, descarta la esponja en la composta y consigue una nueva. Sabrás que es hora de reemplazar tu esponja cuando ya no se expanda correctamente o comience a desintegrarse

 


Compartir este producto